Poesía Argentina – Jorge Boccanera

Jorge Boccanera (Bahía Blanca, 1952). Publicó, entre otros libros de poesía: Contraseña, Los ojos del pájaro quemado, Polvo para morder, Marimba, Sordomuda, Bestias en un hotel de paso, Servicios de insomnio, Tambor de jadeo, Libro del errante, Palma real y Monólogo del necio. Es autor, además del libro de relatos La pasión de los poetas y los ensayos Juan Gelman: Confiar en el misterio y Sólo venimos a soñar. Poesía de Luis Cardoza y Aragón. En 2016 un jurado internacional le entregó en México el premio a la trayectoria “Poetas del Mundo Latino”.

ALEJANDRA PIZARNIK ABRE SU CUADERNO DE APUNTES

a Jorge Arturo

El hombre que saca la cabeza del agua,
..es un pez que se asfixia.
El pez que mete la cabeza en el agua,
..es un hombre y se ahoga.

El poeta escribe en la línea del agua,
..y se asfixia,
..y se ahoga.

MONÓLOGO DEL NECIO

¿Quién escribe? El hambre. La voracidad escarba,
agita un esperpento con los ojos vacíos. No hay letra,
hay dentellada. Lo que repuja y muerde.
Feroz el escribir: cada tecla un muñón, clavo
que raya el muslo del silencio.
¿Quién responde? Una voz corroída. Punta
de un corazón mellado que va sobre su presa
respirando preguntas.

ANIMALES BORROSOS

a Juan Manuel Roca

Muñón obsesionado, cede el paso,
hay que entregar un sueño, muerto y alerta, tiritando.
Hurga entre los vendajes del aliento, respírale en la cara
al infortunio y acuéstate a dormir junto a los animales
…..borrosos del enigma.
Interroga despojos del silencio en los huesos quebrados
del poema, sube a los carromatos donde viaja la orquesta
…..con su tos de perro,
busca un trofeo de aullidos en el océano de la noche.

No alimentes palabras como plantas carnívoras ni
…..remiendes plegarias.
Calcula con navajas el azar y separa las hebras  del deseo.
Luego, a lo tuyo:
escribirlo como la bestia, corregirlo como la bella.

Hacerlo y deshacerlo con tu puñal al cinto y el oído
…..en el polvo
donde murmura el rastro de la presa y habla una estela
…..de humo.

A esa ferocidad habrá que desollar, arrancarle colmillos,
arrebatarle el cuero, las aletas, desplumarlo y hervirlo hasta
…..que se consuma
y solamente quede al fondo de la olla,
polvo de una pregunta.

ENGARCE

a Silvio Rodríguez

La mano que lleva un niño de la mano, lleva una llave,
enciende un fuego al tacto, un sueño y una noche que niega la
hondonada, una en la otra se aprende a caminar, a respirar.
Y va enlazada a un ramo.

La mano que ha plantado una mano en la suya siente
hundirse un aliento en el agua del día, da confianza de
manos abrazadas, como el lugar donde se abre lo por decir,
lo por llegar. Y el que conduce es conducido.

La mano que lleva a un niño de la mano da un cuenco y un
viento en ese cuenco y un viaje en ese viento donde estallan
banderas de colores y bestias fabulosas comparten un camino
que comienza en un sitio de manos abrazadas.

La mano que lleva un niño de la mano fue a la cita en un lugar
de robustas memorias donde la mano que traga saliva era
recuperada de la soledad. Una en la otra.

La mano que lleva un niño de la mano no retrocede nunca.

FIBRAS

a José Ángel Leyva

Asomará un venado para el que siembra tiempo, lo fabrica, largas
hojas de tiempo, muy delgadas, con hebras, cerdas, hilos,
filamentos, hilachas,
y escribe sobre el tiempo de rodillas, sobre un manto de sombras, y
camina después por la hoja en blanco donde la noche está
…..despierta.

Asomará el venado si el que escribe mete las manos en el tiempo y
…..roe,
lo muerde, lo desgasta, lo adelgaza, lo vuelve tegumento,
membrana.
Cuando el tiempo -pellejo de palabras- roce fugaz el aire,
…..asomará un venado