Protocolos: I. Walter Benjamin: rasgos principales de la primera impresión del hachís

Walter Benjamin persiguió como pocos, o acaso como nadie, ese punto insondable donde las palabras y la experiencia pueden llegar a tocarse. Lo buscó con la persistencia de lo que impulsa el deseo, pero también con la zozobra de lo que se sospecha que puede ser en verdad inalcanzable. Que las palabras y la experiencia puedan llegar a tocarse, vale decir que la experiencia pueda, por fin, de alguna manera, ser dicha: Benjamin presintió esa promesa a veces en cierta zona más o menos mística de la cabalística judía, otras veces en el discurrir sin control consciente de la escritura surrealista, otras veces en la inmediatez palpable de la narración oral, otras veces en la excepcional plasmación literaria de un poeta como Baudelaire.

Martín Kohan

Protocolos: I. Walter Benjamin: rasgos principales de la primera impresión del hachís (Selección)

Escrito el 18 de diciembre de 1927, 3:30 a. m.

1- Espíritus flotan (como en viñetas) detrás del hombro derecho. Frialdad en este hombro. En este contexto: «Tengo la sensación de que hay otros cuatro en la habitación, además de mí». (Evitar la necesidad de incluirme en ellos.

5- Bienestar ilimitado. Fracaso de los complejos de angustia neurótico-compulsivos. El «carácter» lindo brota. Todos los presentes adquieren matices de los cómico. Al mismo tiempo, uno se compenetra con su aura.

6- Lo cómo no se saca solo de rostros, sino también de acontecimientos. Uno busca motivos para reírse a carcajadas. Quizá por eso se presenten muchas cosas que uno ve como «arregladas», como «intento»: para poder reírse de eso.

7- Evidencias poéticas de lo fonético: en un momento, sostengo la opinión de que al responder una pregunta he usado la expresión «durante un largo tiempo», puramente como resultado (por así decirlo) de la percepción de un largo tiempo en el sonido de ambas expresiones. Siento esto como evidencia poética.

9- A uno le llama mucho la atención cuán largas son las oraciones que usa. Esto va relacionado con la expansión horizontal y (seguramente) las carcajadas. El fenómeno de paisajes es también la expansión horizontal, quizás combinada con la fuga convergente en la distante y diminuta perspectiva. En tal pequeñez, yacería algo de la idea del pasaje que se relaciona con el reír. (Véase el libro sobre el drama barroco: el poder minimizador de la reflexión).

11- Aversión a la información, elementos de un estado de ensimismamiento. Gran sensibilidad frente a las puertas abiertas, a hablar fuerte, a la música. 

13- Sensación de entender mucho mejor a Poe ahora. Los portones de entrada hacia un mundo grotesco parecen abrirse. Simplemente no quise entrar. 

17- Me pareció: desgano explícito para hablar de cosas de la vida práctica, del futuro, de las fechas, de política. Uno está hechizado por la esfera intelectual, como a veces los obsesionados están hechizados por la sexual; uno es absorbido por ella.

24- Uno sigue los mismos caminos del pensamiento que antes. Solo que parecen sembrados con rosas. 

Extraído de WALTER BENJAMIN, Hachís. Introducción de Martín Kohan. Traducción de Nicole Narbebury. Ediciones GODOT, Buenos Aires, 2021, pp. 53-56, 2021.

WALTER BENJAMIN | Hachís | Introducción de Martín Kohan. Traducción de Nicole Narbebury. Ediciones GODOT, Buenos Aires, 2021, pp. 53-56, 2021.

Hachís