Homenaje de amor de los desiertos | Raúl Zurita

Raúl Zurita Canessa nació en Santiago de Chile, el 10 de enero de 1950. Estudió en el Liceo Lastarria y en la Universidad Técnica Federico Santa María de Valparaíso, donde se graduó de ingeniero civil en Estructuras, en esa época se afilió al partido comunista. El mismo día del golpe de Estado encabezado por Augusto Pinochet, fue detenido y torturado. Zurita ha sido profesor visitante en las universidades Tufts, California, Harvard; enseña en la Diego Portales.
En 1979 publicó su primer libro, Purgatorio. Formó parte del grupo CADA (Colectivo de Acciones de Arte). En 1982 salió Anteparaíso. Su obra ha estado marcada por las acciones artísticas. En 1994 terminó la trilogía con La vida nueva (1994).
Vuelta la democracia, en 1990 fue nombrado agregado cultural en Roma. En 2007, apareció Los países muertos, libro que provocó una fuerte polémica, y Las ciudades de agua.
En el año 2000 recibió el Premio Nacional de Literatura de Chile. En 2015 fue nombrado Doctor honoris causa por la Universidad de Alicante, y por la Universidad Técnica Federico Santa María. En 2016 ganó el Premio Iberoamericano de Poesía Pablo Neruda.

Homenaje de amor de los desiertos

Queridos, amados desiertos

Quién podría la enorme dignidad del desierto
de Atacama como un pájaro se eleva sobre
los cielos apenas empujado por el viento

Purgatorio, 51

Por el amor llegamos, por el amor subimos,
por el amor se nos volaron los pastos
que nos cubrían, repite entonces el
desierto de Atacama, inmenso, tendido
frente a los Andes, mirándolo.
Es que los ríos entraron sobre el cielo y nos
dejaron huecos, vacíos, quemándonos
como el sueño frente al alba
Es que el amor nos quemó como el sueño y
somos los arenales, somos ustedes, somos
las líneas de Zurita, nos contestan
los desiertos de Chile, infinitos, mudos de
amor, llamándonos

Homenaje de amor de las cordilleras

Queridas cordilleras

Todas las cosas viven y se aman. Las grandes
montañas y las nieves que se levantan
azules y se miran
Como ustedes se miran te miran
Como ustedes se esperan te esperan
Te he esperado tanto, se van diciendo unas
a otras las preñadas montañas, arriba,
besándose
Toda la nieve te he esperado, responden al
unísono los desbordados horizontes
de los Andes abriéndose igual que todas las
cosas,
……..igual que tú
a quien ahora saludan estas cumbres
y a quien yo saludo
largando la nota más alta de las cordilleras

Homenaje de amor de las playas

Amadas playas que ruegan

Aquí llegamos entonces los ríos a decir,
toda la nieve, todas las cosas llegaron,
las nuevas de los hombres, los aires,
aquí llegaron a decir el amor de estas
playas
Que todo vuelva y vuelva entonces
como las rompientes;
las cordilleras y las cumbres del océano
y que cuando Chile que había estado
ciego y muerto vuelva a ver
que vea de nuevo el fulgor de estas
costas
Que aquí renazcan todas las cosas,
que renazcas tú, cada uno de ustedes
con algo de estos poemas
con algo del nuevo mar tiñéndose sobre
el horizonte

Extraído de Raúl Zurita, “El amor de Chile” en La vida nueva (1994) | Buenos Aires Poetry, 2020.