“Como Ornamentos en un Negro Cementerio”, de Wallace Stevens


Presentamos la primera parte (consta de 50 breves hemistiquios) de uno de los poemas más destacados de Wallace Stevens, “Like Decorations in a Nigger Cemetery”.
“Like Decorations…” manifiesta el entendimiento y categorización de la poesía de Stevens, misma que él concebía como “la declaración de una relación entre un hombre y el mundo”. Ya en Adagia advertía: “No hay nada en el mundo más grande que la realidad. En esta situación delicada hemos de aceptar la realidad misma como único genio”. Wallace Stevens, como Whitman, canta sobre las cosas que forman parte de él y de su flameante llama.

J.A.

I

En el lejano Sur el sol del otoño pasa
como Walt Whitman camina por la orilla rojiza.
Canta y entona sobre las cosas que forman parte de él,
los mundos que han sido y que serán, la muerte y el día.
Nada termina, él canta. Ningún hombre verá el fin.
Su barba es de fuego y su bastón una flameante llama.

II.

Suspira por mí, brisa nocturna, entre las hojas ruidosas del roble.
Estoy cansado. Duerme por mí, cielo recostado en la colina.
Grita por mí, fuerte, más fuerte, alegre sol, cuando salgas.

III.

Cuando los árboles quedaron sin hojas por primera vez en Noviembre
y de repente su negrura, a la vez, se hizo evidente,
comprendí que lo excéntrico es la base de todo diseño.

IV.
Debajo de la alfombra de la escarcha y sobre la alfombra de nubes.
Pero en el medio se encuentra la esfera de mi destino
y el destino de la escarcha y de las nubes,
todos por el igual, excepto las reglas de los rabinos,
hombres felices que distinguen entre nubes y escarcha.

 

I

In the far South the sun of autumn is passing
Like Walt Whitman walking along a ruddy shore.
He is singing and chanting the things that are part of him,
The worlds that were and will be, death and day.
Nothing is final, he chants. No man shall see the end.
His beard is of fire and his staff is a leaping flame.

II

Sigh for me, night-wind, in the noisy leaves of the oak.
I am tired. Sleep for me, heaven over the hill.
Shout for me, loudly and loudly, joyful sun, when you rise.

III

It was when the trees were leafless first in November
And their blackness became apparent, that one first
Knew the eccentric to be the base of design.

IV

Under the mat of frost and over the mat of clouds.
But in between lies the sphere of my fortune
And the fortunes of frost and of clouds,
All alike, except for the rules of the rabbis,
Happy men, distinguishing frost and clouds.

∇ “Like Decorations in a Nigger Cemetery”. Traducción de ©Juan Arabia, 2016.