Montcorbier, alias Villon | Ezra Pound

Villon ocupa un lugar único en la literatura porque es el único poeta sin ilusiones. Villon nunca se miente a sí mismo.

El siglo que media entre Dante y Villon no trajo a la poesía del norte de Europa ningún elemento que fuera claramente nuevo (…). Sin embargo, cualesquiera que sean las semillas del Renacimiento que haya habido en Dante, hubo semillas o signos de un brote mucho mucho más moderno en las rimas de Montcorbier, alias Villon (…).

No quiero decir que Villon esté directamente influenciado por la Provenza, sino que algunas de sus notas y modas ya habían sonado antes en Provenza. Así, el tono de una tenzone1 de Arnaut Daniel, sugiere el tono de algunos de los versos de Villon; así como la forma de la canzone provenzal sugiere la forma de la balada del norte de Francia (…).

El arte de Villon existe gracias a Villon. No hay en él ninguna pretensión del hombre sacrificado por su trabajo. Uno puede definirlo de manera insatisfactoria mediante una comparación negativa con algunos otros poetas de la siguiente forma: donde Dante tiene audacia de imaginación, Villon tiene la obstinada persistencia de alguien cuya mirada no puede desviarse del hecho real que tiene ante sí: escribe sobre lo que ve (…).

El canto de Villon es egoísta a través del ensimismamiento; no pretende, como Whitman, conferir un beneficio filantrópico a la raza al registrar su propia autocomplacencia.

Montcorbier, alias VILLON

La miseria humana es más estable que la dignidad humana; hay más intensidad en la pasión del frío, el remordimiento, el hambre, la fétida humedad del calabozo medieval que en comer sandías (…).

Villon ocupa un lugar único en la literatura porque es el único poeta sin ilusiones. Villon nunca se miente a sí mismo (…).

Villon se pintó a sí mismo, así como Rembrandt pintó su horrible rostro

Villon se pintó a sí mismo, así como Rembrandt pintó su horrible rostro; sus pocos poemas se fusionan en uno, de una manera que no se acerca el delicado arte de Daniel o de Baudelaire. Villon no se excusa ni de Dios ni de sí mismo (…).

Muchos han intentado seguir a Villon, confundiendo una pose de su realidad. Estos experimentadores, buscadores de sensaciones, creo que han probado que las “tabernas y las putas” no son más capaces de producir poesía que la filosofía, la cultura, el arte, la filología, el carácter noble, el esfuerzo consciente o cualquier otra panacea (…).

Dante es muchos hombres, y los sufre a todos. Villon grita como uno solo. Es un canto escabroso del Infierno, escrito demasiado tarde como para ser incluido en el texto original (…).

La visión de Dante es real, porque él la ha visto. El verso de Villon es real, porque lo ha vivido; así como lo que han vivido Bertran de Born, Arnaut Marvoil o el loco Vidal. Ningún brebaje de libros, ninguna destilación de fuentes igualará ese sabor.

1 TENZONE: La tensón es un subgénero de la lírica medieval trovadoresca​ en que aparecen las críticas mutuas entre juglares y trovadores o.
———————————–

Extraído de Ezra Pound, “Montcorbier, alias Villon”, en The Spirit of Romance, New Directions, 2005. Traducción y selección de Juan Arabia para Buenos Aires Poetry, 2020. pp. 166-178.