Tres Poemas Náhuatl | William Carlos Williams

Fundamental en la poesía estadounidense del siglo XX es el nombre de un médico que ejerció en su pueblo natal y en hospitales neoyorquinos durante gran parte de su vida. William Carlos Williams debe ambos extremos ingleses de su nombre al padre, y el intermedio hispánico a un hermano de la madre. Ella había emigrado de Santo Domingo a Estados Unidos para casarse con William George Williams, un inglés que, pese a vivir desde joven en Estados Unidos, jamás cambió su ciudadanía original: prefería el pasaporte británico para sus frecuentes viajes de negocios por Centro y Sudamérica, en uno de los cuales conoció a la que sería su esposa. Como el español del padre era superior al inglés de la madre recién emigrada, el futuro poeta creció escuchando menos el inglés que el español, y aun que el francés de algunos parientes maternos.

Tres Poemas Náhuatl

Una a una proclamo tus canciones:
……las enlazo, dorados cangrejos, como si fuese brazaletes:
como esmeraldas las reúno.
Adórnate con ellas: son tus riquezas.
……Bañado en plumas de quetzal,
tu tesoro de plumas de pájaro, negras y amarillas,
las rojas plumas de la guacamaya,
haz sonar tus tambores sobre el mundo:
adórnate con ellas: son tus riquezas.

¿Adónde estoy por ir, adónde?
……El camino está ahí, el camino hacia Dos-Dioses.
……Bien, ¿quién controla a los hombres aquí
donde nadie tiene un cuerpo,
en lo más profundo del cielo?
¿O quizás es solo en la tierra
donde perdemos nuestros cuerpos?
……Limpia, libre de cuerpos,
Su Casa: ¡no queda nadie sobre esta tierra!
¿Quién preguntó:
Dónde están? ¡Nuestros amigos ya no existen!

¿Regresará, el príncipe Cuautli, volverá alguna vez?
¡Lo hará Ayocuan, que apuntó sus flechas al cielo?
Estas dos, ¿te darán alegrías aún?
……Nada vuelve: una sola vez desaparecemos.
He aquí la causa de mi llanto:
el príncipe Ayocuan, jefe guerrero,
nos gobernó con severidad.
Su orgullo creció, se volvió altivo
aquí, entre los hombres.
……Pero su tiempo ha terminado…
no puede ya inclinarse ante Padre y
……Madre…
Esta es la razón de mi llanto:
se ha ido al lugar donde nadie posee un cuerpo.


Extraído de William Carlos Williams, Poesía Reunida. Traducciones de Edgardo Dobry, Juan Antonio Montial y Michael Tregebov, Lumen, 2017, pp. 505-507 | Buenos Aires Poetry, 2021